Peloponeso

Lejos de la imagen de postal de las islas griegas, el Peloponeso es una región fascinante de la Grecia continental que espera ser descubierta.
Busca Hoteles, Apartamentos y Casas

La región del Peloponeso es un trozo de Grecia, no sólo geográficamente, sino también histórica y culturalmente.

Entre sus escarpadas montañas y verdes valles se encuentran las ciudades del antiguo mito y algunos de los yacimientos arqueológicos más importantes de Europa, declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO: Olimpia, cuna de los Juegos Olímpicos; Micenas, cuna de la civilización micénica; Argos, reino de Agamenón; Esparta, acérrima rival de Atenas; Arcadia, zona de fama y belleza bucólica.

La Edad Media también ha dejado huellas evidentes en el Peloponeso, con sus característicos pueblos fortificados, a veces en una posición vertiginosa sobre el mar, mientras que los complejos turísticos han surgido recientemente a lo largo de la costa, alrededor de encantadoras playas que no tienen nada que envidiar a las más famosas islas griegas.

Si quieres una Grecia diferente en la que puedas encontrar lo mejor del turismo griego -cultura, mar transparente, buena comida, paseos por la naturaleza-, este año quédate en tierra firme y explora el Peloponeso.

¿Dónde está el Peloponeso?

El Peloponeso ocupa la parte sur de la Grecia continental y se convirtió en una región administrativa en 1987, uniendo las llamadas unidades periféricas de Arcadia, Argólida, Corintia, Mesenia y Laconia.

De considerable importancia histórica y geográfica, con un territorio predominantemente montañoso, el Peloponeso está bañado por el mar Jónico al oeste y el mar Egeo al este.

La traducción literal del nombre “Peloponeso” sería “isla de Pesopo”: hasta 1893 esto sonaba un poco extraño porque el Peloponeso era a todos los efectos una península.

Sin embargo, en ese año se construyó el Canal de Corinto, que cortó el delgado istmo que unía el Peloponeso con el resto de la Grecia continental, convirtiéndolo en una isla por derecho propio.

Qué ver en el Peloponeso

Olimpia

El templo de Zeus en Olimpia

Una visita obligada para los turistas que visitan el Peloponeso es Olimpia la antigua ciudad santuario, famosa en todo el mundo por ser la sede de los primeros Juegos Olímpicos de la historia, dedicados a Zeus, y donde aún hoy, después de más de 4000 años, se enciende la antorcha olímpica para dar comienzo a las competiciones deportivas modernas.

La antigua Olimpia es sin duda el centro turístico más famoso del Peloponeso y uno de los yacimientos arqueológicos más importantes de Grecia. Se encuentra a sólo 500 metros de la ciudad moderna, rodeada de vegetación a lo largo del valle del río Alfeo.

Poco queda de la grandiosa ciudad antigua, con sus templos, estadios, monumentos conmemorativos y alojamientos para los atletas, pero la fuerza del mito es tal que caminando entre las antiguas ruinas no te resultará difícil imaginar el rugido de los espectadores animando a los atletas, el grito de triunfo del vencedor, su gloria y satisfacción.

La Olimpia moderna no es tan encantadora, pero sigue siendo una pequeña y bonita ciudad en la que puedes pasar unas horas paseando por sus estrechas calles llenas de cafés y tiendas de recuerdos.

Más informaciónes

Micenas

Micene Porta Leoni
El Puerto de los Leones en Micenas

Micenas la mítica ciudad, que dio nombre a toda una civilización, se encuentra en una pintoresca zona deshabitada en las montañas, a 9 km de la ciudad de Argos. Fue aquí donde reinó Agamenón, uno de los reyes más poderosos de la antigua Grecia, y donde, según la reconstrucción de Homero, se planeó la famosa Guerra de Troya.

Incluso la entrada a la ciudad es algo extraordinario: se entra en la fortaleza de Micenas a través de la monumental Puerta del León, que data del 1300 a.C. La puerta se abre a lo largo de un impresionante sistema de fortificaciones de hasta 8 metros de grosor. Te esperan las extraordinarias ruinas de la ciudadela, el Tesoro de Atreo y la tumba de Agamenón.

A los pies de la ciudadela fortificada se encuentra el museo arqueológico, donde debes entrar para admirar la famosa máscara mortuoria de Agamenón, uno de los hallazgos más famosos de la antigüedad.

Más informaciónes

Teatro de Epidauro

El Teatro de Epidauro

A pocos kilómetros de Micenas se encuentra la ciudad de Epidauro que debe su fama al espléndido teatro que data del siglo IV a.C.: es uno de los teatros antiguos mejor conservados de Europa y todavía se utiliza hoy en día para espectáculos y eventos.

El teatro es conocido por su impecable acústica, un hecho que los guías no dejan de señalar a los turistas invitándoles a lanzar una moneda al proscenio, la parte delantera del escenario, y demostrando que incluso los espectadores sentados en las gradas más altas pueden oír el sonido.

Más informaciónes

Argos

Otro lugar con aire mítico es Argos: fundada hace miles de años, es probablemente la ciudad más antigua de Grecia.

Las antiguas ruinas están ahora camufladas en la ciudad moderna, pero merece la pena visitar Argos por su interesante museo arqueológico, la fortaleza medieval que domina la colina de Larissa y, por supuesto, los restos arqueológicos.

Mystra

Mystra es una especie de mosca blanca entre los lugares históricos más importantes del Peloponeso, porque aquí no encontrarás templos antiguos y estatuas helénicas, sino impresionantes iglesias, bibliotecas y palacios bizantinos, enclavados en una pintoresca ciudad medieval encaramada en un espolón del monte Taigetes, a 7 km de la más famosa (pero menos encantadora) Esparta.

Nauplia

El centro histórico de Nafplio

Dominada por la imponente fortaleza de Palamidi, la elegante Nauplia (también conocida como Nafplio) ocupa una posición extraordinaria en el Golfo de Argólida. Puerto principal de Grecia desde la Edad de Bronce, fue la primera capital del país tras la independencia en 1833.

En su señorial casco antiguo, con sus típicas calles estrechas, abundan los palacios venecianos, las mansiones neoclásicas, las boutiques y los cafés; hay numerosos hoteles y casas de huéspedes, una clara señal de la popularidad de Nauplio como destino turístico.

Más informaciónes

Monemvasia

Una de las maravillas del Peloponeso es Monemvasía, un encantador pueblo medieval encaramado en una torre rocosa que domina el mar en forma de iceberg sin hielo, conectado a tierra firme por una calzada.

Al Kastro, la ciudadela fortificada donde ahora sólo viven 12 personas, se entra a pie, como debe ser para disfrutar plenamente del encanto de este laberinto de calles estrechas y casas de piedra, con extraordinarias vistas panorámicas del mar.

Verás las ruinas de la fortaleza construida por los venecianos en el siglo XVI y la iglesia bizantina de Agia Sofia, que parece casi unificada con el peñasco sobre el que se encuentra.

Kalamáta

Kalamata al atardecer

La capital de Mesenia, la región al suroeste del Peloponeso, Kalamata todavía no está en los itinerarios del turismo de masas, pero es un lugar encantador para descubrir.

Enclavada en un impresionante telón de fondo natural, entre un amplio golfo y los montes Taígetos a sus espaldas, Kalamata tiene un pintoresco casco antiguo con un bonito paseo marítimo, un par de interesantes museos, una fortaleza medieval y hermosas playas cercanas.

Más informaciónes

Arcadia

El nombre de Arcadia evoca imágenes de un paisaje bucólico, verde y virgen. Según la mitología, esta región era el territorio de Pan, una deidad con aspecto de sátiro vinculada a la naturaleza y los bosques.

La realidad no está tan alejada del mito: enclavada en las montañas, Arcadia es una región de prados y bosques, gargantas magníficas y ocasionales pueblos medievales.

Península de Mani

Otro destino recomendado para quienes prefieren unas vacaciones en la naturaleza a los itinerarios culturales e históricos es la península de Mani, que cuenta con algunos de los paisajes más variados e impresionantes del Peloponeso.

Tus vacaciones se dividirán entre pintorescos senderos forestales en las montañas, playas vírgenes bañadas por aguas cristalinas, pueblos rodeados de olivos y el árido paisaje del sur de la península con sus torres de piedra abandonadas.

Las playas más bonitas del Peloponeso

El Peloponeso no es sólo historia y cultura, sino también el destino ideal para unas vacaciones de playa de ensueño. Mientras que el interior es montañoso, el litoral es una sucesión de playas, calas y ensenadas, muchas de las cuales siguen siendo completamente vírgenes.

Aquí encontrarás algunas de las playas más hermosas de Grecia, pero sin las multitudes de los famosos centros turísticos como Santorini o Mykonos. Antes de que se descubra el secreto, ¡ven a tomar el sol y a bañarte en las mejores playas del Peloponeso!

Playa de Voidokilia

Considerada la playa más bella del Peloponeso y una de las más bellas del mundo según The Times, la salvaje Voidokilia es una estrecha franja de arena fina en forma de media luna en una bahía resguardada del mar abierto.

Las aguas son cristalinas, el asentamiento urbano más cercano (Pylos) está lejos y no hay quioscos ni tabernas; en resumen, ¡un paraíso!

Sin embargo, no es un paraíso desconocido y a veces puede estar abarrotado, pero es tan grande que podrás encontrar un rincón tranquilo para ti.

Playa de Simos

El Peloponeso también tiene sus islas, la más famosa de las cuales es la encantadora isla de Elafonisos que está a menos de 500 metros de tierra firme y a la que se puede llegar en pocos minutos en ferry.

Esta pequeña isla de 20 kilómetros cuadrados es un paraíso natural con playas de arena blanca y mar turquesa, generalmente sin aglomeraciones, que te hará pensar que has aterrizado en el Caribe.

Si sólo tienes tiempo para una de las playas de Elafonisos, tu primera opción es la playa de Simos, considerada una de las más bellas no sólo del Peloponeso sino de Grecia.

En realidad consta de dos playas divididas por una estrecha franja de arena, Simos Grande y Simos Piccola, y es la playa más larga de la isla. Con sus suaves dunas de arena y sus increíbles aguas turquesas, la playa de Simos es de una belleza impresionante.

Otras playas que no debes perderte

Dónde alojarse en el Peloponeso

La industria hotelera de los centros turísticos más populares del Peloponeso lleva años desarrollándose, por lo que no tendrás problemas para encontrar hoteles de diferentes precios. En las ciudades costeras también son populares los pisos y las casas de vacaciones . Las ciudades con la mejor oferta de hoteles y pisos son Nafplio, Kalamata y Monemvasia.

Si buscas algo especial y no tienes problemas de presupuesto, la bahía de Navarino es tu lugar. Convertida en destino favorito de los amantes del ecoturismo de lujo, aquí abundan los hoteles boutique y los alojamientos ecológicos construidos de forma que no estropeen el hermoso paisaje circundante.

Si eres un viajero con poco presupuesto, en el Peloponeso no hay albergues y muy pocos campings, pero aparte de Navarino, los precios de los hoteles son generalmente más bajos que en otros destinos turísticos griegos, por lo que encontrar un alojamiento económico no será difícil.

Ofrecemos las mejores tarifas Si encuentra menos, le reembolsaremos la diferencia.
Cancelación gratuita La mayoría de los alojamientos le permiten cancelar sin penalización.
Asistencia telefónica h24 en español Para cualquier problema con el hotel, Booking.com lo resolverá.

Cómo llegar al Peloponeso

Hay varias formas de llegar al Peloponeso, según tu ciudad de partida y tu destino. Puedes volar a Atenas, aprovechando uno de los muchos vuelos de bajo coste desde España, y alquilar un coche para llegar rápidamente al Peloponeso y explorarlo con total libertad.

Las principales ciudades del Peloponeso están conectadas con la capital mediante autobuses directos, pero si viajas en transporte público estarás algo limitado en tus movimientos.

Mapa

Más información

Antiguo Teatro de Epidauro

Antiguo Teatro de Epidauro

Elafónisos

Elafónisos

Kalamata

Kalamata

Micenas

Micenas

Nauplia

Nauplia

Olimpia

Olimpia

Patras

Patras